_MG_7028
thumb thumb thumb thumb thumb thumb thumb

Ibiza

Situada en el corazón del mar Mediterráneo, Ibiza es una isla mágica, que atrae a gente de todos los rincones del mundo por la riqueza de sus paisajes, la intensidad de la luz y el ambiente más glamouroso y exclusivo.

Donde el tiempo se detiene

En “la isla blanca” todo es posible. La vasta oferta de ocio diurno y nocturno hacen de Ibiza una de las ciudades más cosmopolitas y glamurosas del Mediterráneo, donde numerosos famosos se dejan ver durante todo el año. Ibiza es uno de los pocos lugares del mundo donde el tiempo se detiene y fluye a la velocidad que uno desee. Para relajarse en las apacibles playas de arena fina, para disfrutar de un atardecer en una terraza con música chillout o para dejarse llevar por la noche ibicenca. Todo ello en un ambiente único donde se conjugan la belleza, el glamour y la elegancia.

Calas mágicas y playas vírgenes

El respeto por la naturaleza tanto de los residentes como de los visitantes ha posibilitado que Ibiza conserve toda su pureza y sus encantos, con paisajes vírgenes, más de 200 kilómetros de costa y extensas playas de aguas cristalinas. Desde la concurrida playa d’en Bossa, la más larga de la isla, con impresionantes vistas a D’Alt Vila, a calas mágicas y discretas como Cala d’Hort o es Pou des Lleó. Los 18 kilómetros de arenas naturales ofrecen un sinfín de posibilidades para todos los gustos.

A 11 millas de Formentera

Y se encuentra a tan sólo 11 millas de Formentera, “el último paraíso del Mediterráneo”. El hecho de que sólo se pueda acceder a Formentera en barco la convierte en un lugar apacible alejado del estrés y la masificación. Sus más de 20 kilómetros de arena y sus aguas cristalinas hacen de Formentera un paraíso para los amantes de la navegación.

Isla de moda

A la cercanía de Formentera hay que sumarle las infinitas posibilidades de ocio en Ibiza, tanto de día, por su amplia oferta cultural y gastronómica, como de noche, por sus mundialmente conocidas discotecas y el bullicio de las callejuelas ibicencas, repletas de personalidades del mundo del arte, el deporte y la política. Se trata así mismo de un destino de moda con una gran personalidad. La ropa típicamente ibicenca, conocida como “moda Adlib”, puede adquirirse en mercadillos y zonas comerciales de Ibiza, Santa Eulària y Sant Antoni.

Infraestructuras y servicios

La isla cuenta con una amplia oferta de alojamiento, no sólo hotelera, sino también inmobiliaria, con algunas de las casas de lujo más exclusivas del Mediterráneo. Tiene además las más completas infraestructuras: escuelas, instalaciones deportivas, hospitales, restaurantes, tiendas e instalaciones idóneas para la celebración de eventos y congresos, además de conexiones con los aeropuertos europeos de mayor tránsito aéreo.